11 pequeñas cosas que le encantan que hagas

Los hombres son complicados, al menos eso es lo que muchos de nosotros nos han hecho creer. A veces es difícil entender por qué piensan que algunas cosas son importantes cuando nos parecen totalmente irrelevantes. A veces, los detalles aleatorios que recuerdan parecen totalmente extraños y no pueden recordar algo que creemos que es muy importante.

La mayoría de los hombres tienen problemas para darse cuenta de las pequeñas cosas. Tu chico no nota tu nuevo corte de pelo o el nuevo tono de sombra de ojos, pero puede recordar cosas más pequeñas que tú nunca pensarías importantes.

Si bien puede parecer totalmente ajeno a lo que tú consideras importante, está notando todo tipo de pequeñas cosas que haces que lo vuelven totalmente loco. Está mirando esos pequeños movimientos que haces, y son las cosas más pequeñas las que lo hacen enamorarse aún más de ti.

Aquí hay 11 cosas que pueden parecer pequeñas, pero que le encanta ver que hagas.

11 Estirar frente a él

Nos estiramos varias veces al día sin pensar mucho en ello. Lo que no siempre sabemos es que nuestros muchachos nos están mirando y les encanta cada movimiento.

Solo te estás estirando … en realidad no estás tratando de ser sexy. Pero estos movimientos cotidianos casi vuelven locos a los chicos. Ya sea porque pueden ver que todo tu cuerpo se mueve de una manera diferente, o porque se dan cuenta de que eres una persona normal que necesita estirarse de vez en cuando, la mayoría de los hombres dirán que solo ver a su chica estirarse cuando ella no lo hace. No creo que él la esté mirando es algo que les encanta hacer.

10 vistiendo su camisa de vestir

Todos vemos esas películas en las que la chica se acuesta con la camisa de vestir de su chico y la actriz siempre la hace lucir muy sexy. Sin embargo, cuando lo intentamos, no nos sentimos sexys en absoluto; después de todo, llevamos una prenda holgada que deja demasiado a la imaginación.

Pero señoras, usar su camisa abotonada no solo es sexy en las películas. Parece contrario a la intuición que los hombres nos encuentren sexys con una camisa de gran tamaño que realmente no muestra lo que hay debajo, pero hay algo en una chica con su camisa que lo vuelve loco. Especialmente si eso es todo lo que llevas puesto.

9 Ser cariñoso

A veces son solo las cosas más pequeñas las que hacen que el corazón de un hombre se derrita. A los chicos les encanta el contacto físico y, para muchos hombres, es una de las formas en que expresan su amor. Entonces, cuando tienes el contacto físico más simple con él, simplemente le encanta.

Un simple toque como tomar su mano o poner tu cabeza en su pecho cuando estás acostado en la cama son cosas simples que los hombres encuentran irresistibles. Jugar con su cabello, abrazarlo, besarlo y el contacto físico en general, incluso de la manera más simple, es una forma segura de mantener fuerte la relación, o incluso reavivar una que se está debilitando.

8 abrazándolo por detrás

Todo tipo de contacto físico le hará derretirse, pero el mejor tipo es el inesperado. Un abrazo inesperado, aunque sencillo, rápido y gratuito, hace feliz a tu chico. Abrazarlo en momentos aleatorios le permite saber que lo amas y que quieres mostrarle tu afecto, incluso cuando no lo esté pidiendo.

Cuando tu chico esté distraído haciendo algo totalmente no sexy, acércate detrás de él y dale un buen abrazo. No es solo el contacto físico lo que lo hace derretirse, es el hecho de que quieres tener contacto físico con él en el momento menos esperado.

7 enviarle un mensaje de texto al mediodía para decirle que estás pensando en él

Los teléfonos celulares son geniales. Nos permiten comunicarnos con cualquier persona en cualquier momento del día, y enviar mensajes de texto es una forma fácil y rápida de hacerle saber a tu chico que estás pensando en él.

No le envíes mensajes de texto a todas horas, a los chicos también les gusta un poco de espacio para respirar. Pero enviarle mensajes de texto al azar para decir “Estoy pensando en ti” y “Te amo” de vez en cuando puede darle ese pequeño impulso de energía para pasar el día … y hacer que quiera verte antes.

Si bien enviar mensajes de texto en exceso no es una gran idea, pequeños mensajes de texto aleatorios aquí y allá (incluso si son NSFW) pueden ser una buena manera de hacerle saber que lo amas y que no puedes esperar a volver a verlo.

6 alardear de él en las redes sociales

¿Quien lo hubiera pensado? A los chicos no les da vergüenza cuando te jactas de ellos en las redes sociales, incluso cuando sus amigos se burlan de ellos.

Cuando sus amigos se burlan de él, lo hacen todo divirtiéndose. Y mientras se burlan de él, también se está dando cuenta de que crees que es tan increíble, que estás dispuesto a gritarlo desde los tejados virtuales. En el fondo, le encanta que creas que es el mejor, tanto que se lo vas a contar a todo el mundo.

Así que adelante, publique sobre lo maravilloso que es en Facebook. O en Instagram. O Twitter. Te dan la imagen.

5 Darle un beso apasionado e inesperado

Por supuesto que a los chicos les encanta que los besen apasionadamente, ¿a quién no le encanta cuando están enamorados? Pero es el factor inesperado lo que lo hace aún más atractivo. Si está viendo algo al azar en la televisión que sabes que realmente no le importa, o está lavando platos, o está haciendo algo que parece totalmente poco atractivo, míralo con esos ojos de “ven aquí”, agárrate a su cara y dale le dio un beso lindo, largo y apasionado. Que se convierta o no en otra cosa es irrelevante. Ese beso apasionado le hace saber que lo amas y que te encanta tener intimidad con él. Y a los chicos les encanta eso.

4 Darle un pequeño regalo inesperado

A la mayoría de los hombres no les importan las joyas o los regalos caros. Estos días; la mayoría de la gente puede salir y comprar algo si lo desea. Pero no es el costo lo que importa. Son las pequeñas cosas inesperadas las que le hacen saber que estás pensando en él y quieres poner una sonrisa en su rostro.

Puede ser tan simple como tomar un café de su lugar favorito de camino a casa desde el trabajo. Puede que no pienses en una taza de café como un regalo, pero para tu chico, el hecho de que hayas recordado algo que le gusta y “hayas hecho todo lo posible” para conseguirlo significa más de lo que un regalo caro, pero irreflexivo, jamás lo haría.

3 dándole un masaje en la espalda

A los chicos les gusta que los toquen y a todos les gusta un masaje en la espalda. El masaje tiene muchos beneficios, y un pequeño masaje en los hombros o la espalda al final de un largo día puede sentirse como el paraíso. Tu chico también lo cree.

Masajearse los hombros y el cuello después de un día estresante, incluso cuando no lo ha pedido, lo hace sentir como un rey. Es algo tan simple que no cuesta nada excepto un poco de tiempo, y le hace saber que quieres que se sienta bien. A los chicos les encanta eso. Y quién sabe, podría corresponder. Sin embargo, no le preguntes: parte de lo que hace que este masaje en la espalda sea tan agradable para él es que viene sin condiciones.

2 Jugando juegos tontos juntos

Siempre hay pequeñas peculiaridades en cualquier relación divertida y duradera. A tu chico le encanta cuando actúas sobre esas pequeñas peculiaridades.

Desde bromas internas hasta jugar a la piedra, el papel o las tijeras cuando no puedes tomar una decisión sobre algo totalmente sin importancia, estos pequeños juegos tontos que juegas hacen que tu relación sea más fuerte y más divertida. A tu chico le encanta compartir estos momentos contigo. Son estas pequeñas cosas las que hacen que valga la pena vivir el amor.

A los chicos les encantan las pequeñas cosas tontas que haces, especialmente cuando saben que solo compartes esa tontería con ellos. Hace que te amen aún más cuando sabes que confías en ellos por completo, y bajar la guardia con juegos totalmente ridículos les permite saber que estás allí.

1 Verdaderamente escuchando

Siempre nos quejamos si los chicos no escuchan, pero a menudo somos culpables del mismo comportamiento. Muchas veces pensamos en otra cosa cuando están hablando y ellos se dan cuenta, incluso cuando usted piensa que no es así.

Así que la próxima vez que te cuente una historia, escúchala de verdad. Míralo a los ojos. Saborea sus palabras. Modifíquelos para asegurarse de que los entendió si es necesario. Recuerde los pequeños detalles, incluso si parecen poco importantes. Hablar de esos pequeños detalles en una conversación posterior le permitirá saber que valoras sus pensamientos y opiniones. Y si estás lista para terminar la conversación y pasar a algo más íntimo, dale esos ojos sexys y muerde tu labio inferior, a él también le encanta.

fuentes: thoughtcatalog.com, elitedaily.com, goodmenproject.com

¿Próximas citas durante 3 meses? Aquí hay 10 cosas que deben haber sucedido

Sobre el Autor

Mariana Abeid-McDougall (22 artículos publicados)

Soy soñadora, escritora, esposa y madre de tres niños pequeños. Después de 16 años en la industria de la salud y el fitness, todavía estoy ayudando a otros a alcanzar sus metas y sueños, esta vez con mis escritos. Creo en el poder de marchar con tu propio tambor, como lo hace mi familia. No cabemos en ninguna caja ordenada. Si usted tampoco, venga a abrazar sus sueños con nosotros en www.marianamcdougall.com.

Más de Mariana Abeid-McDougall

Entradas relacionadas: